EL DRAMA DE LOS SALONES DE EVENTOS: “NO SABEMOS CÓMO AFRONTAR LOS GASTOS”

SIN INGRESOS POR EL AISLAMIENTO, DEBEN CUMPLIR CON LOS PAGOS DE ALQUILER, SERVICIOS Y SUELDOS. ¿CÓMO LLEVA LA CUARENTENA UNO DE LOS RUBROS MÁS GOLPEADOS?




Con las puertas cerradas y sin actividades, debiendo afrontar una gran cantidad de gastos lógicos para cualquier emprendimiento, los salones de eventos son uno de los rubros más golpeados por el aislamiento social preventivo y obligatorio.

En el marco de la pandemia por coronavirus, las suspensiones y reprogramaciones de fiestas y eventos no tardaron en llegar y la pregunta es: ¿Cómo llevan la cuarentena uno de los espacios? Info Región habló con los principales salones de la zona para conocer su realidad.

“No sabemos cómo afrontar los gastos”, señalaron desde el salón Viva la Pepa, de Llavallol. Con un alquiler por pagar, además de los servicios y el monotributo, debieron suspender “los seguros y emergencias” ya que no tienen precisiones de “cuándo se van a poder abrir las puertas del local otra vez”.


“Todos los eventos se suspendieron y quedaron señas dentro las cuales corremos riesgo que las tengamos que devolver. Hasta que no comiencen las clases nadie va a querer festejar nada, y es algo que viene para rato”, apuntaron desde el local, al tiempo que destacaron: “Los salones somos los últimos en la cadena de abrir y no podemos generar ningún tipo de ingreso, sólo deudas”.

En este difícil contexto, desde Viva la Pepa subrayaron la importancia de que comiencen las clases para que puedan volver a la actividad. “Somos muchos los salones involucrados y la mayoría son pequeños emprendimientos. No tenemos grandes ingresos. En nuestro caso, somos dos socias y desde enero que sólo pagamos los costos y no tenemos sueldo”, plantearon.

Por otra parte y en un contexto poco alentador, hay otros que no descartan la posibilidad de mantener sus puertas cerradas y buscar un nuevo enfoque para su espacio, ante la falta de respuestas por la pandemia que se vive.


“Realmente pensamos en cambiar de rubro, pero es algo que también necesita dinero. No alquilamos pero nos metimos en la renovación del local y ahora, sin ahorros ni ingresos, pensamos en devolver la plata para los arreglos si a mitad de año esto no se levanta”, comentaron desde Terracota Eventos, de Banfield.

A la espera de ver si pueden cobrar el bono dispuesto por el Gobierno, desde el espacio afirmaron que “es un golpe muy bajo” la situación que se presenta por el Covid-19. “Tendremos que buscar un socio para seguir. Si bien estamos esperando para ver si podemos recibir el bono, no es algo que nos alcance. No descartamos cambiar el rubro del local”, sentenciaron.

Por otra parte, desde el salón Wembley, de Lomas de Zamora, coincidieron con los demás locales consultados en que “hay una sensación de que la actividad va a ser una de las últimas que va a volver”.

“Es un momento muy difícil para nosotros. Si bien no pagamos alquiler, los servicios hay que seguir pagándolos. Respecto a las reservas, llegamos a ofrecer la devolución de las señas, porque nos parece lo correcto. Nos sentimos obligados a pensar en la situación de cada persona”, recalcó uno de los dueño.

Finalmente, el salón multieventos Elvira, de Turdera, se mostró un poco más optimista al señalar que “no está en los planes cerrarlo”. “Realmente es una situación complicada ya que nuestro rubro es lo último que se va a abrir y los impuestos siguen viniendo. Sin embargo, creemos que va a mejorar y vamos a poder solucionarlo”, concluyeron.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario